Como reducir los nervios en el estomago por la ansiedad

por | Julio 29, 2014

Los nervios en el estomago por la ansiedad son bastante normales, suelen aparecer por los mismos nervios que se sufren por la ansiedad. Ya que normalmente cuando tenemos un disgustos, tenemos miedos, estamos estresados… lo primero que se ve afectado es el estomago.

Estos nervios suelen hacer que te entre hambre o que te disminuya el hambre, y suelen ser los responsables de el aumento o perdida del peso en la ansiedad, ya que cuanto más nervioso estés más afectara a tu metabolismo y a tu dieta diaria. No hay que preocuparse por los nervios en el estomago por la ansiedad, solo hay que vigilar lo que comemos y cuando lo comemos, para no perder o coger de golpe quilos que no nos van bien ni perder ni coger.

nervios en el estomago por la ansiedad

Hay maneras para controlar esos nervios y el aumento o perdida de peso. Primero debemos pensar y ser conscientes de que los nervios en el estomago por la ansiedad solo son nervios, no son nada que nos vaya a hacer daño, solo que nos molestará bastante al principio, hasta que logremos calmarlos en un par de días. No hay que alarmarse ni nada de eso, solo hay que mantener la calma, y no siempre es posible según la vida que tienes y de como seas. Para ello nos podemos ayudar con infusiones relajantes, como tilas, valerianas, manzanillas, hierba maría luisa, etc.

En el caso del aumento de peso por los nervios, es importante controlar la cantidad que se come, la comida que se come y a las horas que se come, ya que si perdemos el control y no llevamos un orden es muy fácil que aumentemos de peso, y que luego nos arrepintamos y nos cueste volver a estar bien. Los alimentos que ayudan mucho son alimentos bajos en grasas saturadas y hidratos de carbono. De esta manera podemos controlar el aumento de peso.

En el caso de la perdida de peso, igual que en el aumento de peso, hay que controlar lo que se come, ya que el estomago esta más sensible y podemos hacer que nos duela más, y también controlar las horas en las que comemos, porque si cogemos un horario, lograremos que nos entre hambre en las horas adecuadas. Para que la comida no nos siente mal, es mejor comer cosas ligeras y que nos satisfagan, como espaguetis solo con aceite y atún, ensalada, sopa de pollo o de verduras, pescado, carne a la plancha (evitar carnes fuertes, como cordero o jabalí), etc.

Hay muchas formas más de aplacar los nervios en el estomago por la ansiedad, como haciendo ejercicio, ya que ayuda a eliminar el estrés acumulado, pensar en cosas positivas y no hacer mucho caso a los nervios que sentimos.

Estos nervios aparecen cuando hay algo que nos cuesta asumir o superar, y son aquello que nos alteran el cuerpo y que nos lo hacen pasar mal. No son graves ni te hacen nada, el problema es que son molestos, y hacen que las cosas cotidianas como comer, o tener una vida social normal sea no imposible, si no difícil.

El método Vive sin Ansiedad, nos ayuda a reducir los síntomas de la ansiedad, incluidos los nervios del estomago, los dolores de cabeza, etc. Es decir todos aquellos síntomas que sientes que sean producidos por un trastorno de ansiedad. Para más información haz clic encima de la imagen.

 

ans

Deja un comentario